Conoce a los profesores de

Perform Institute

Quizás [email protected] de [email protected] ya los conocéis, pero, ¿sabéis cómo han llegado a ser lo que son hoy día? Os lo contamos.

Ver más

De la teoría a la práctica de la mano de los mejores

Marcos Vázquez

Creador del blog y podcast Fitness Revolucionario, referentes en el mundo de la salud y el deporte en habla hispana, y autor de varios libros sobre salud física y mental.

Ismael Galancho

Diplomado en Educación Física y dietista de deportistas de élite de primer nivel. Divulgador, docente en diferentes universidades y congresista internacional.

Borja Bandera

Médico especialista en Endocrinología y Nutrición y divulgador de la salud, con un canal en Youtube de casi 1 millón de suscriptores.

Quiero saber más

Hola, soy Marcos Vázquez.

Soy creador del blog y podcast Fitness Revolucionario 🙂.

Mi infancia estuvo marcada por ataques de asma, noches en el hospital con la máscara de oxígeno y una alergia severa a los ácaros con inyecciones semanales para controlarla. A los 15 años, con una apariencia más delgada de la que se suponía para mi edad, empecé en el gimnasio decidido a ganar músculo.

Seguí la receta habitual: fuerza en las máquinas primero y cardio en las cintas después. Cinco veces a la semana. Al cumplir 18 lo dejé. Demasiado esfuerzo para muy poco retorno.

A los 23 años, ya trabajando, decidí probar de nuevo suerte con el gimnasio, intentando ir casi todos los días. Así durante 10 años, religiosamente: máquinas, cardio y dieta baja en grasa. El resultado fue que 10 años más tarde mi cuerpo seguía igual, con el mismo peso y la misma fuerza.

Por otro lado, muchos compañeros de trabajo tenían el problema contrario: sobrepeso. Seguían dietas e iban al gimnasio, pero no podían quitarse los kilos que se acumulaban con la edad.

Mi fe en la receta tradicional se desvanecía y, poco después, un nuevo mundo aparecía.

¿Cómo nació La Revolución?

Un día en un museo, viendo las imponentes esculturas clásicas, me vino a la cabeza la idea de entrenar como ellos. Si en aquella época no existían máquinas de ejercicios, ni sofisticados aparatos, ¿cómo lograban esos cuerpos?

Empecé a investigar sobre métodos clásicos de entrenamiento, programas de fuerzas especiales de diferentes ejércitos y las transformaciones de las estrellas de cine. Leí cientos de libros sobre la materia y contacté a decenas de expertos. Me sorprendió que ninguno de estos métodos de entrenamiento se basaban en máquinas ni horas de cardio, sino en movimientos naturales. Movimientos que utilizan todo el cuerpo de manera coordinada. Empecé a entrenar solo con mi cuerpo. Después con kettlebells y algún peso libre, y los resultados me impresionaron.

Gané más musculatura en 6 meses que en todos mis años anteriores con máquinas.

"La Revolución empezaba a formarse"

Después me hice la misma pregunta aplicada al ámbito de la nutrición. Si obtenemos mejores resultados entrenando como nuestros antepasados, ¿será que también debemos comer como ellos?

Empecé a investigar sobre el tema y vi que no era el primero con esa idea. Abundaban los estudios científicos sobre todos los beneficios de seguir dietas ancestrales (como Paleo pero sin dogmas), como intenté reflejar en la pirámide de la comida real. Reduje mi consumo de cereales (hasta entonces la base de mi alimentación), eliminé los alimentos procesados (por muy sanos que prometieran ser), aumenté las grasas y proteínas de calidad en mi dieta e incorporé ayunos intermitentes. La mejora en mi estado de ánimo, energía y físico fue enorme.

Mi visión sobre el mundo del fitness y nutrición había cambiado para siempre.

No había vuelta atrás. En pocos meses había ganado músculo, perdido grasa y tenía más fuerza que nunca, haciendo muchas veces lo contrario de lo que recomiendan los expertos. Me empecé a interesar (algunos dicen que obsesionar) por cómo funciona realmente el cuerpo humano y nuestra capacidad para modificarlo. Es una máquina increíble, pero desconocida por gran parte de la población.

A medida que otras personas, las que se atrevían a probar un enfoque diferente, obtenían los mismos resultados que yo, decidí compartirlo con el mundo.

El objetivo es luchar contra todos los falsos dogmas y mala información que persiste en el ámbito de nutrición, entrenamiento y salud general.

Gracias al blog, a mis libros y a mis programas de entrenamiento y nutrición, miles de personas han logrado también conocer la realidad y mejorar su salud y su cuerpo de una vez por todas.

¿Y cómo llegué a lograr estos resultados, actuando muchas veces en contra de la ‘opinión general’?

Yendo a la fuente de la información: los estudios científicos, aplicando una visión global, complementaria a la académica y mucho más cercana a lo que nuestro cuerpo espera. Pero me considero un estudiante, no un gurú. Y mi objetivo es seguir aprendiendo, y ojalá ayudando a transformar otras vidas a través de la Revolución del Fitness.

Encantado, soy Ismael Galancho.

Nací en Málaga en 1984.

Mi primera experiencia profesional en el sector fue como entrenador personal en un centro fitness, mientras seguía con mi formación tanto a nivel universitario como con formaciones relacionadas con la nutrición y el entrenamiento en entidades privadas.

A los tres meses, pasé a ser coordinador fitness en el mismo centro. Esta experiencia me sirvió para que, pasado un año, me ofrecieran la oportunidad de ser director deportivo en un centro fitness premium, donde me encargaba de gestionar el mismo y entrenar celebrities.

Mi carrera en el sector del fitness seguía creciendo, y llegó el momento en el que una importante cadena de centros deportivos me contrató como director, convirtiéndome en ese momento en el director más joven de la cadena.

 

Decidí dejarlo todo y dedicarme a lo que realmente me gustaba

Durante toda mi etapa laboral yo seguía formándome, estudiando mucho y divulgando, pero este último puesto como director absorbía el 100% de mi tiempo, por lo que apenas me quedaba espacio para continuar investigando, formarme y divulgar, que es lo que realmente me apasionaba.

Por esto, en plena crisis y con mi familia tomándome por loco, decidí dejar dicho puesto como director, con contrato indefinido y un buen salario, para dedicarme a lo que realmente me gustaba: pasar consulta, investigar y poder asesorar en nutrición y ejercicio a todo tipo de pacientes, desde deportistas de élite hasta personas sedentarias e incluso sujetos con obesidad.

Actualmente me dedico a realizar asesorías de planificaciones nutricionales y programación de entrenamientos, soy profesor y coordinador de diferentes másteres universitarios relacionados con el ejercicio físico y la nutrición, investigo y publico en revistas científicas y participo como ponente en multitud de congreso en diferentes países.

Hola, me llamo Borja Bandera.

Soy médico especialista en Endocrinología y Nutrición, Doctorando en Medicina, Investigador en las áreas de Metabolismo y Nutrición y creador de contenido online.

Nací en Málaga (España), en el seno de una familia humilde.

No me considero una persona con una vocación temprana y, hasta pocos meses antes de comenzar la carrera de Medicina, no tenía claro que iba a ser Médico. Tampoco tenía familiares o amigos médicos que actuaran de referencia.

Mi pasión por la biología y naturaleza, el entusiasmo de mis padres y, posiblemente, mi experiencia como paciente en la infancia, me hicieron decantarme por esta bonita y dura carrera.

En 2010 comencé la carrera de Medicina y todo este viaje

Siempre he sido una persona competitiva y encajé bastante bien las demandas de la carrera. No obstante, conforme pasaban los cursos, las asignaturas, los profesores y los miles y miles de folios de apuntes, sentía que faltaba algo. Algo Importante.

Estaba aprendiendo mucho de enfermedad, poco de salud. Muchísimo de cirugías y fármacos, poquísimo de nutrición o ejercicio. Conocía las causas y tratamiento de la fiebre de las Montañas Rocosas, pero no conocía qué eran los ritmos circadianos o los efectos del estrés crónico sobre el organismo.

Sabía combatir la enfermedad pero no crear salud. ¿Esto es todo lo que la carrera tiene que ofrecerme?

 

Así nació mi primer blog

Día a día, un sentimiento de frustración fue apareciendo. Una necesidad que no entendía, y a la que no sabía dar nombre. Lo que tenía claro es que todo aquello que aprendíamos, aunque necesario para el currículum de un médico, se quedaba muy cojo. Necesitaba algo más.

Podría haber mirado hacia otro lado y enterrar ese sentimiento de impotencia. Pero no lo hice. Fue así cuando, casi de repente, decidí que comenzaría a divulgar. Decisión que me salvaría la vida. No tenía ni idea de cómo lo haría, lo que pensarían los demás o si podría compaginarlo con una sofocante carrera de Medicina. Pero lo iba a hacer.

Así nació mi primer blog: Empoderamiento por Bandera. Sonaba fatal, sí, pero para mí tenía todo el sentido del mundo. Empoderar es dar poder. Y educar a las personas sobre cómo mejorar su salud es una de las mejores formas de hacerlo.

Comencé por lo tanto a escribir posts sobre mis dos pasiones: Nutrición y Ejercicio.

Lo hacía en el poco tiempo libre que tenía. Lo hacía sin que me leyera prácticamente nadie. Lo hacía prácticamente a diario.

Y lo seguí haciendo porque nacía dentro de mí. Era una forma de expresión. Una catarsis.
Algo que vino a mí. En cierto sentido, no me quedaba otra que hacerlo.

 

La divulgación continuó

El blog dio paso a una página personal. a las redes sociales y al canal de Youtube (Dr. Borja Bandera).

Elegí la especialidad Endocrinología y Nutrición por su transversalidad y porque es una de las pocas donde podía poner en práctica la divulgación y el mensaje que trataba de hacer llegar a la población.

Por el camino, he conocido y he aprendido directamente de personas enormes y divulgadores que en un primer momento fueron mi estrella polar, mis referentes y mi fuente de inspiración. Por fin, en mayo de 2021 y después de muchas guardias, sesiones clínicas, artículos de investigación, horas de estudio, consultas, congresos presenciales y virtuales, vídeos grabados, infografías hechas y alguna que otra pandemia por medio, terminé la especialidad convirtiéndome en Médico especialista en Endocrinología y Nutrición.

Finalmente, 6 años después del primer post, la comunidad empezó a crecer de manera vertiginosa. Actualmente se mantiene en rápido crecimiento gracias a personas como tú.

Y lo más importante es lo que compartimos: la pasión por la salud.